Las buenas prácticas de higiene son una parte integral de cualquier capacitación en cocina . El mantenimiento de los equipos sigue siendo fundamental sea cual sea el sector de la restauración. Sin embargo, las paredes de utensilios como cacerolas se queman con frecuencia. Este inconveniente no perdona a ningún cocinero profesional, experimentado o no. Sin embargo, existen varios métodos naturales y ecológicos para limpiar eficazmente una sartén carbonizada.

1 – Bicarbonato de sodio y vinagre blanco

El bicarbonato de sodio o soda tiene propiedades desengrasantes, desincrustantes y desodorantes. El vinagre blanco o vinagre de alcohol tiene las mismas virtudes siendo antibacteriano. La combinación de estos dos productos proporciona una solución de limpieza eficaz, económica y natural.

Esta mezcla provoca una reacción química que permite una rápida disolución de los depósitos quemados:

  • espolvorea tu sartén con bicarbonato de sodio;
  • luego vierta vinagre de alcohol;
  • espere al menos 15 minutos;
  • friegue las paredes con una esponja o un cepillo no abrasivo;
  • enjuague bien.

2 – Cristales de soda

Los cristales de soda, compuestos por carbonato de sodio, forman una sal especialmente eficaz para desengrasar y limpiar todas las superficies. Sin embargo, es más corrosivo que el polvo de bicarbonato y puede causar irritación en la piel. Por lo tanto, debe manipularse con cuidado con guantes de goma. Sin embargo, es un producto no tóxico e inocuo para el medio ambiente.

Cuando los lados de la sartén se vean chamuscados:

  • Vierta agua hirviendo sobre él.
  • Agregue unos puñados de cristales de soda.
  • Espere varias horas o incluso toda la noche.
  • Luego frote suavemente con una esponja.
  • Enjuague con abundante agua.

 

 

3 – Ácido cítrico

El ácido cítrico ahora se comercializa en forma de polvo o cristales. Como su nombre indica, este producto casero se deriva del limón. Es un potente desincrustante a la vez que fungicida y bactericida. Elimina así las manchas incrustadas en las sartenes de acero inoxidable y hierro fundido. 

Para limpiar eficazmente su utensilio:

  • Vierta dos cucharadas de ácido cítrico en él.
  • Luego agregue agua hirviendo.
  • Deja que la solución actúe durante unos minutos.
  • Si es necesario, use una espátula o una esponja para aflojar el residuo.
  • Enjuague varias veces con agua.

4 – Cenizas de madera

Las cenizas de madera contienen muchas propiedades que aún se desconocen. Procedentes de la combustión de madera seca sin tratar, contienen sales minerales, fósforo, magnesio, sílice y potasa. Estas cenizas son especialmente eficaces para eliminar las manchas de grasa. También tienen la ventaja de limpiar y devolver el brillo a los utensilios de cobre.

¿Cómo usar cenizas de madera en una sartén quemada?

  • Cubre las paredes con cenizas.
  • Espera unos minutos.
  • Luego limpie con una toalla de papel.
  • Lave su sartén con agua jabonosa y luego enjuague. 

También puede agregar un poco de agua a la ceniza para formar una pasta. Esto te permitirá cuidar tus utensilios de cobre y plata. 

Sea cual sea el grado de quemaduras de su sartén, se recomienda no utilizar productos demasiado corrosivos para preservar el buen estado de su equipo. Como tal, se debe evitar el uso de lejía, bicarbonato de sodio sin diluir o una esponja abrasiva.